Noticias

Entrevista con José Iges


23/03/2016

Entrevista. Entrevista con José Iges que el pasado miércoles 9 de Marzo, en el marco del ciclo de música en Alte Schmiede, en Viena, presentaba su disco Dedicatorias, editado por World Edition.



1. Ruth Prieto: El pasado miércoles 9 de Marzo, en el marco del ciclo de música en Alte Schmiede, en Viena, presentaba usted su disco Dedicatorias, editado por World Edition: ¿qué nos puede comentar de este proyecto?
 
José Iges: Comencé el proyecto en mayo de 2013 y lo concluí en noviembre de 2015, aunque un par de piezas habían sido ya compuestas antes de ese periodo. Consiste en 60 obras sonoras estéreo -así que el CD es su soporte natural, diríamos- de un minuto de duración cada una. En Alte Schmiede hicimos dos actividades: por un lado, una audición-conferencia-performance, que yo llamo "present-acciones", que protagonizaba en torno a una selección de esas piezas. Algo similar hice ya en 2014 en Berlín y en Barcelona. Por otro lado, tuvo lugar la presentación del CD en primicia mundial, pues salió de fábrica a comienzos de febrero. En esa tarea me acompañaron la directora del programa Kunstradio de la Radio Austriaca, Elisabeth Zimmermann, y el director del Instituto Cervantes de Viena, el Dr. Carlos Ortega, ambos buenos amigos.
           
2. R.P.: La radio es para usted referencia primordial. ¿Qué nos puede decir de su experiencia en RNE en programas tan emblemáticos como Ars Sonora?
 
José Iges: A mí siempre me gustó hacer radio, y esa experiencia siempre la vinculé a la difusión de la música actual, la experimentación y el propio desbordamiento del lenguaje del medio. En RNE comencé a trabajar en Radio 3 en un magazine cultural en el cual podía afrontar diariamente algunos de esos retos (Ateneo). Cuando pasé a la Radio 2 de entonces dos años después, en 1984, pronto trasladé ese interés a la relación entre la música y el naciente arte sonoro, lo que se plasmó en la creación del programa Ars Sonora en 1985, junto a Francisco Felipe. Hay un libro publicado sobre esa larga y singular experiencia que sigue conduciendo ahora Miguel Álvarez-Fernández -"Ars Sonora, 25 años", editado por la Fundación Autor en 2012-, así que solo remito a los interesados a lo ahí publicado. Además de eso, en mis últimos seis o siete años en Radio Clásica presentaba como locutor no menos de 140 conciertos por año, bien en vivo o en diferido.
 
3. R.P.: ¿Que le falta hoy en día a la radio en lo que a Música contemporánea se refiere?
 
José Iges: Genéricamente diría que se precisa una cierta especialización, rigor y complicidad con esas músicas a la hora de asumir su difusión y presentación. En el caso de Radio Clásica y de Catalunya Música me consta la calidad y cualificación de los profesionales dedicados a esos temas. Hay también algunos interesantes programas especializados en emisoras locales, por ejemplo en Radio Círculo. Todo ello con la multiplicación de audiencia que ahora permite el podcast. Pero echaría en falta más presupuesto para grabaciones y producción propia, recursos técnicos, posibilidad de hacer encargos también, lo que no depende de esos colegas, y tal vez ni siquiera de los directores de esas emisoras.
 
4. R.P.: Dedicatorias es sin duda una edición muy cuidada: ¿qué ha querido proponernos en este CD?
 
José Iges: El CD lo planteé como un objeto, más allá de ser soporte natural de las 60 piezas sonoras, pues incluye partes de una obra gráfica que he realizado sobre los apellidos de los dedicatarios, fotos de mi autoría, así como dos magníficos textos -español e inglés- escritos por Miguel Álvarez-Fernández.




"Hay que tener en cuenta que, pese a haber sido ya difundidas parcialmente esas obras en diversas selecciones, en programas de radio y en las citadas present-acciones, resultaba imposible acceder a todas ellas de una vez por la extensión total del proyecto. Eso lo permite esta edición."
 
5. R.P.: En estas miniaturas hay lugar para el humor, la ironía, la abstracción, el proceso, la elegía, el juego, lo inesperado: ¿qué vamos a encontrarnos?
 
José Iges: Y también para una melancolía que se impone desde un recuerdo apenas recobrado, como he dejado escrito o dicho alguna vez a propósito de ellas. Quizá porque tengo la impresión de pertenecer a una generación que, como bien señala Miguel en su texto en inglés, "llega tarde no solo a las `vanguardias históricas´ -por supuesto- sino también a la recepción de movimientos como el arte conceptual o el minimalista". "Demasiado tarde -insiste- para compartir el entusiástico comienzo de los movimientos neovanguardistas de finales de los 60". Quizá por eso yo trabajo con esas influencias y escuelas como objetos, como métodos o como referencias históricas o clichés culturales; es decir: con distancia. Eso se encuentra en muchas de mis Dedicatorias. El drama de los cambios de soportes, que incluye la tensión analógico/digital, y ese fondo submediático que se esconde en ellos -por usar un término de Boris Groys- anima muchas otras obras. Y también las voces y los sonidos, como fantasmas acústicos o como presencias recuperadas, que tomo prestados a algunos/as de los/as dedicatarios/as.
En ocasiones las piezas cuentan pequeñas historias, lo que las emparenta con el oficio narrativo de la radio. Pero en otros casos están más cerca de lo que Barry Truax denominó "paisajes sonoros electroacústicos". La brevedad del formato es algo muy propio de mi modo de trabajar: incluso mis obras más extensas suelen estar construidas a base de módulos breves. Quizá es algo que recojo de la lejana época -apenas conocida públicamente- en que componía canciones, en muchas ocasiones con textos propios. Espero, en todo caso, que la experiencia para el oyente sea interesante e incluso a veces hasta divertida.
           
6. R.P.: ¿Cómo ha sido su proceso creativo para esta obra?
 
José Iges: Dedicatorias es una colección de obras compuestas con técnicas, influencias y materiales muy diversos, como se deduce de lo dicho antes. En ellas cabe señalar también el apropiacionismo y el uso de la cita. Son una cierta autobiografía también, pues los/as dedicatarios/as son en general personas relevantes en mi vida, y porque en ocasiones utilizo materiales de obras mías anteriores y de mi propio archivo de grabaciones para construirlas. Son residuos sonoros que actualizan y cuestionan el drama de los soportes y los medios, como ya adelantaba.
El proceso ha sido largo. No he tenido ninguna prisa por concluir la colección de 60 obras. Cuando terminaba una no sabía cómo sería la siguiente y podía estar semanas en blanco, y a veces, claro, trabajaba en más de una a la vez.



"Y por cierto: son 60 porque para hacer la última, Arte cisoria, o sea los últimos 60 segundos, tomo un segundo de cada una de las otras 59 y añado un segundo de silencio en representación de esa última pieza."
 
7. R.P.: ¿En qué momento se encuentra como compositor y artista sonoro?
           
José Iges: Me encuentro en un periodo de madurez, supongo. Esta obra seguramente lo atestigua, pero no soy yo quien debe decirlo. En relación a mi música instrumental, en 2008 compuse una obra para conjunto instrumental -Ready Made- que tuvo varias versiones e interpretaciones; en 2010 hice una obra para trío, Tapiz, y en 2011 otra para violín solo, Viaje. Esta última está grabada pero no estrenada. Con la otra sucede lo contrario. Ahí termina por ahora mi aportación reciente a ese campo.
En general, puedo decir que mi obra performativa, de instalaciones y conciertos intermedia y electroacústica -tanto la realizada en solitario como la firmada junto a Concha Jerez, reciente Premio Nacional de Artes Plásticas- está teniendo más proyección que la instrumental, lo que me hace volcarme en estos últimos tiempos más en aquella que en ésta. Pero no abandono la anterior, por supuesto. Puede ocurrir que de mí se espere como autor más cosas en un terreno que en el otro, no sé. Quizá el problema con la obra instrumental resida también en la escasez de conciertos dedicados a la música actual, lo que se acentúa si se trata de música mixta -con electroacústica e instrumento/s-, que precisa de recursos tecnológicos especializados.
 
8. R.P.: ¿Cómo ve la panorámica en España de la música contemporánea?
           
José Iges: Insisto en la necesidad de recuperar el pulso de conciertos previo a la así llamada crisis. Recordemos que, entretanto, han desaparecido el CDMC y el Festival de Alicante, entre otras realidades e iniciativas de importancia en ese panorama. Nos falta un Festival que sea un punto de encuentro, como intentaba ser el de Alicante, más apoyo desde las instancias públicas a lo que ya existe y la emergencia de otros eventos dedicados a la música actual. No vaya a ser que, teniendo razón Stockhausen cuando afirmaba del siglo XX que era "el más necrófilo de la Historia de la Música", resulte que el XXI vaya a ser peor en ese sentido.
En cuanto a compositores, tenemos muy interesantes y variadas voces, que en muchas ocasiones son más valoradas fuera de nuestras fronteras. Y luego está el arte sonoro, una realidad en expansión dentro de un ámbito de hibridación entre artes y tendencias, algunas claramente contradictorias entre sí, que se abre paso no solo en las salas de conciertos, sino en todo tipo de espacios físicos y electrónicos, incluidos museos, galerías, la radio, el video e internet. 
 
9. R.P.: ¿Cuáles son sus próximos proyectos?

José Iges: Este año estoy comisariando tres exposiciones por encargo de la Fundación Juan March, sobre Arte sonoro en España. La primera ya se inauguró en febrero en el Museu que la Fundación tiene en Palma de Mallorca. La segunda se mostrará a partir de mediados de junio en el Museo Español de Arte Abstracto de Cuenca, y la última en la propia Fundación Juan March en Madrid, a mediados de octubre. En esa aventura   curatorial me acompaña José Luis Maire. Y no sería posible sin la visión y la pasión de Manuel Fontán del Junco, director de exposiciones de la Fundación. Y el gran trabajo de su equipo.
En mi faceta artística estoy embarcado, en parte como expansión lógica de esas Dedicatorias que aquí nos ocupan y en parte como deuda conmigo mismo tras la exposición retrospectiva "Media_mutaciones" que Concha Jerez y yo mostramos de nuestro trabajo conjunto en las Salas de Tabacalera en Madrid, en una exposición que recogería una parte significativa de mi trabajo como artista sonoro y compositor. Es un proyecto en el que llevo trabajando -no en solitario- desde hace más de un  año. Espero que sus frutos puedan mostrarse pronto.

Más información sobre el disco Dedicatorias de José Iges

Destacamos ...



Síguenos en:
Con la colaboración de:
   
youtube twitter
 
 
Sistema RSS
© 2017 ElCompositorHabla.com
Todos los derechos reservados
Aviso legal y política de privacidad
Créditos