ISSN 2605-2318

Entrevistas

«La zarzuela contemporánea no puede convertirse ni en una isla ni en un hecho aislado» Daniel Bianco


16/11/2022


Una entrevista de Gema Pajares para El Compositor Habla.



El coliseo estrena, por fin, el viernes día 18 Policías y ladrones, una zarzuela contemporánea de la que se ofrecerán cinco funciones con música de Tomás Marco y libreto de Álvaro del Amo y toca un tema tan actual como la corrupción. Cuenta la historia de dos hombres que acaban entre rejas por un asunto de dinero.



Daniel Bianco nació en Buenos Aires en 1958. Desde muy niño abrió los ojos de par en par al teatro. Recuerda con enorme cariño las tardes en que se sentaba en una butaca del Teatro Avenida, casi con los pies colgando, y dejaba volar la imaginación. La primera zarzuela que vio y oyó fue Luisa Fernanda, de Federico Moreno Torroba. Se le metió dentro de la piel e hizo de la escena su vida. En 2015 llegó al Teatro de la calle Jovellanos, su casa, como dice orgulloso, y está a punto de estrenar una obra contemporánea, con trasfondo social, cuya música que firma Tomás Marco, Policías y ladrones. José Ramón Encinar dirigirá a la orquesta y Carme Portaceli será la autora de la escena.

 


1. Gema Pajares: Señor Bianco, esta temporada se sale con la zarzuela contemporánea. No habrá un estreno, sino dos…

Daniel Bianco: Así es, y yo lo veo como una puerta que se abre para todo aquel compositor que quiera escribir una zarzuela. En principio no iban a estrenarse ambas en la misma temporada, pero varias circunstancias, entre ellas la pandemia, han hecho que coincidan. Bienvenidas sean.
 
2. G.P.: ¿Cómo llegó a sus manos Policías y ladrones?

D.B.: Cuando aterricé en mi despacho en noviembre de 2015, el único proyecto que hallé sobre la mesa fue Policías y ladrones. Decidimos programarlo en 2018; sin embargo, una huelga de los trabajadores del coliseo impidió el estreno, aunque se llegó a hacer hasta el ensayo general. La reprogramamos para 2020 y la pandemia hizo imposible que viera la luz, y aquí estamos en 2022, a punto de que, por fin, el público la pueda disfrutar. Soy muy persistente y creo profundamente en este teatro público. Fue la institución quien realizó el encargo y tenía que respetarlo. En un teatro como este has de programar títulos más conocidos y zarzuelas nuevas porque todo tiene cabida. Yo no programo atendiendo a mis gustos, sería un tremendo error. Para mí era imposible siquiera pensar que ese encargo a un compositor incuestionable había que guardarlo en un almacén.
 
3. G.P.: A la tercera va la vencida…

D.B.: Claro que sí. Quien habla de mala suerte se equivoca, porque lo que ha sucedido para que no estrene hasta ahora han sido una huelga y una pandemia, que no son poca cosa. Y aquí estamos deseando llevarla al escenario. Policías y ladrones posee una enorme actualidad, pues habla de la corrupción en un tono tragicómico. Es una obra muy escéptica cuyo libreto de Álvaro del Amo está muy bien planteado. Nuestro deber es darle visibilidad. Además, los temas que ha tratado el género siempre se han identificado con la actualidad, y el de la corrupción, nos guste o no, la tiene.
 
4. G.P.: ¿Cómo son estas dos zarzuelas?

D.B.: La de Tomás Marco es una zarzuela en tiempos modernos. El reparto, con respecto al que nos planteamos años atrás, ha cambiado, porque también cambian los tiempos. Diría que es tan sarcástica como actual.  Y Trato de favor es un encargo a un compositor joven como es Lucas Vidal y a un libretista que es tremendamente popular, caso de Boris Izaguirre. Tenía muy claro lo que quería cuando se lo pedí: una zarzuela de mujeres. Y es lo que ha hecho, plantear una obra delirante que arranca con un ensayo en la cárcel de La rosa del azafrán. Las dos obras son bastante diferentes, una de ellas con un trasfondo más social y la otra con un tono de comedia delirante



5. G.P.: El teatro de la Zarzuela no se cierra, pues, a la creación contemporánea…

D.B.: Ahí está para dar fe el II Premio de Composición, que realizamos en colaboración con el Real Conservatorio de Composición de Música de Madrid, para obras pequeñas de entre cinco y doce minutos, y que serán interpretadas, la o las que resulten ganadoras, por el Trío Arbós.

"Además de poner en escena lo popular y lo conocido, es nuestra tarea abrir la puerta a la nueva composición"
 







6. G.P.: La zarzuela, por desgracia, arrastra aún ese estigma que la relaciona con el franquismo y lo más rancio, una etiqueta absolutamente injusta e incierta...

D.B.: Lo es, sí, aunque poco a poco y con un trabajo constante hemos ido sacudiendo ese tufo. Nuestro trabajo, el que hacemos ahora y el que se ha hecho antes, ha ido en esa dirección. Yo tengo la opinión de que la cantera de autores y de cantantes que tenemos es realmente buena y eso hace posible que el género se eleve. Si yo no estuviera cumpliendo el objetivo que me fijé al llegar a este Teatro, estaría ya, sabiendo cómo soy, flagelándome y con señales físicas.

 
"La zarzuela es vida y está viva. Muy viva."
 



7. G.P.: ¿Por qué no se encargan más zarzuelas? Con la cantidad de temas de actualidad que hay...

D.B.: La verdad y lo cierto es que hoy se encargan pocas, no abundan las oportunidades. Supongo que, en parte, las circunstancias marcan, pero las ofertas son escasas. Y creo que también forma parte de ese prejuicio del que antes hablábamos y por tema de libreto, con la cantidad de temas de actualidad que tenemos alrededor, no tendría que suponer un problema a la hora de ponerse a escribir, se podría sacar mucho jugo al día a día y, ciertamente, los argumentos siempre se han nutrido de los que pasaba en la calle. Por eso, entre otras cosas, tenemos que seguir velando en este teatro.
 
8. G.P.: Y en ese afán de cuidar el patrimonio musical y de que no falte la creación actual, imagino que habrá más encargos y algún título nuevo veremos y escucharemos…

D. B. Hay dos encargos, para la próxima temporada y para la siguiente. Ten en cuenta que de estos dos títulos, uno lleva arrastrando el estreno hasta en dos ocasiones el estreno, de ahí que hayan coincidido en la cartelera. De las que están por llegar, una está basada en un tema de actualidad y la otra posee un corte más clásico. Ante todo, para poder empezar a rodar, ambas tenían que ser aceptadas por el teatro. Fíjate que Policías y ladrones está teniendo muy buena venta y es una noticia para estar contento. Y yo lo estoy, del fruto que está dando el trabajo de todo este equipo a lo largo de un camino que ya se prolonga unos años.
 
9. G.P.: ¿Y los autores de estas dos obras son, como en el caso de las dos piezas de esta temporada, un compositor veterano y otro joven, caso de Tomás Marco y Lucas Vidal?

D.B.: Uno es joven, sí y el otro tiene una gran trayectoria y un grandísimo prestigio. El otro o la otra. No puedo dar una pista más porque he de presentarlos en la temporada correspondiente.
 
10. G.P.: Una de ellas, si no me equivoco, la dejará a quien le sustituya, pues abandonará el despacho del teatro el año que viene.

D.B.: El 31 de octubre de 2023 me voy. Me queda esta temporada actual en la que estamos y presentar la siguiente. El tiempo pasa rápido para todos y yo puedo decir que durante estos años, pues llegué en octubre de 2015, he podido trabajar bien, a gusto, he llevado a la práctica la hoja de ruta que tenía escrita y ahora toca dejar el sitio a quien venga detrás. Este Teatro, que yo amo, es como una catedral edificada en diferentes estilos, una parte románica, otra de traza gótica, naves renacentistas…, que conforman una mezcla de estilos, pero que todos suman. A quien se incorpore a finales de 2023 le diría que siga el camino, pero que preserve y difunda nuestro patrimonio y a sus intérpretes, que es muy importante y no podemos ni debemos olvidarlo. Siempre digo que cada uno tiene la necesidad de saber de dónde viene para saber a dónde ir. Y la zarzuela posee algo que es absolutamente nuestro, y es esa alegría, esa sonrisa con la que el público siempre sale de esta casa. ¿Por qué? Muy sencillo: porque es una música que va directa al corazón. En la zarzuela no hay Medeas ni Electras.
 
11. G.P.: Usted habla de esta casa, y realmente la siente como suya. Siempre está dando la bienvenida a quien llega.

D.B.: Es que creo que debo hacerlo así. Es mi casa y en ella me gusta recibir a quien viene. Todo aquel que se acerque me verá cerca de la puerta. Es mi trabajo y me hace una especial ilusión. Me siento satisfecho de cómo el teatro se ha ido haciendo durante este tiempo. Ningún artista me ha rechazado trabajar en este escenario. ¿Resultado? Estoy contento.
 
12. G.P.: ¿Es la presente temporada la más arriesgada que ha presentado?

D.B.: Yo diría que es de las temporadas más maduras. Hemos empezado con una recuperación, la de La Celestina. Y recuperar un título significa hacer el material, lo que conlleva un trabajo enorme. Gracias a eso, ahora la puede hacer cualquier teatro que quiera. Pienso que acabar con Barbieri, con El barberillo de Lavapiés, que ya es un clásico, y arrancar con Pan y toros, también es importante, pues esta segunda volvía después de mucho tiempo, con un actor que dirigía una escena de zarzuela por primera vez. Y ha salido estupendamente. Otro gran reto va a ser La Dolores, con un reparto de voces fantástico. Y así hasta el título que cierra la temporada.
 
13. G.P.: ¿La última temporada que presenta siempre es la mejor?

D.B.: Para nada. Siempre creo que lo que presento nuevo es lo peor. Lo que sí intento es estar cerca del público y poder verle disfrutar. Cuando trabajo en un teatro me siento, como ya he dicho, en mi casa.
 
14. G.P.: ¿Tendrían que, con el tiempo, estos títulos de zarzuela contemporánea formar parte del repertorio?

D. B. Sin duda. No podemos convertirlos en islas, en hechos aislados. Creo, por ejemplo, que La casa de Bernarda Alba, con libreto de Julio Ramos (basada en la obra de Lorca) y música de Miquel Ortega, tiene que regresar a este teatro, que debería formar parte de nuestro catálogo. Tendríamos que conseguir que en cada temporada hubiese una obra nueva.
 
 
 
Policías y ladrones
Teatro de la Zarzuela
 
Zarzuela contemporánea.
Estreno absoluto
18, 20, 23, 25 y 27 de noviembre de 2022
 
Música: Tomás Marco
Libreto: Álvaro del Amo
 
Orquesta de la Comunidad de Madrid
Dirección musical: José Ramón Encinar
Dirección de escena: Carme Portaceli
Coro del Teatro de la Zarzuela.
Director: Antonio Fauró.
 
Reparto:
El presunto implicado: César San Martín. El policía: Miguel Ángel Arias. La hija: Alba Chantar. El hijo: César Arrieta. La mujer: María Hinojosa. Con Carmen Boricó, Carlos Cañas, David Fernández "Fabu", Hugo Huerta, Juan Matute, Luis Pérez Sierra y Ana Vélez.
 
 
Las fotos de Policías y Ladrones son de Javier del Real

La foto de Daniel Bianco es de Laurent Leger

Más información en la web del Teatro de La Zarzuela

 

Biblioteca

Destacamos ...

 
Nueva Sección Sub35
dedicada a la promoción de jóvenes compositores y compositoras 

 
Nueva Sección Directorio
dedicada a la promoción de compositores, intérpretes, instituciones y editoriales.